¡Entren en su blog de literatura cutre!
Sí, damas y caballeros, conservo escrupulosamente unos estándares de baja calidad a los que me debo.

martes, 9 de junio de 2015

Estudio sobre el trastorno de identidad asociativo

Estudio sobre el trastorno de identidad asociativo:

Cuánto dolor eran sus ojos, tanto que la ira no podía salir sino a destiempo y mis heridas sanaban más tarde, cuando el terror llenaba la sangre de todos los espacios que respiraban en el exterior: todo ese mundo que nos negábamos en la virulencia de una agorafobia preventiva. Al fin y al cabo había muchas razones para arrebatarle su humanidad a quien sólo había nacido de otra madre.
Ahora que mis cicatrices se atreven a hablar sigo recordando ese dolor destilándose en sus pupilas, la triste tinta con la que escribía las flores mientras su sonrisa se marchitaba llamando sueños a las cadenas con las que ataba las palabras, y es que se clavaba puñales con todas las letras que existirán en todas las lenguas, deshaciendo una y otra vez la desgracia de existir en soledad.
Y resulta curioso que cada día le dedique un pensamiento por la otra cara de la moneda, ésa que siempre temió no sería tan buena sino a través del contraste. Esa perfección que jamás necesitó el miedo y a la que el miedo amedrentó y convenció, a la que hace ya muchos años le dijo adiós. Y resulta curioso que de todas sus desdichas sea ese adiós la más desamparada, vendiéndose fósforos a sí misma en medio de una noche que no para de llorar.
Afortunadamente nuestro destino es el camino que andamos. Y no hay nada más que el atardecer en Irlanda veraneando sobre las cortezas de los árboles, donde, aunque ella no lo supiera, la duda que sentía no era capaz de encontrar un solo hueco cuando intentaba convertirse en relato para morir en brazos de la verdad más sorprendida y su mutismo. El aire sin embargo olía dulce como los misterios cuando el tiempo se unía entre dos palmas rezando.
Si escribes frases largas las letras se evaporarán como el humo oscuro de una vieja máquina ferroviaria que descarrila al atravesar uno de los fotogramas en blanco y negro. Y tendrás muy presente que las fronteras entre sentimiento y pensamiento tienen sólo cinco o seis letras y ninguna maldad ni sustancia. No creas que es una adivinanza, no pierdas el tiempo.

Creative Commons License
Estudio sobre el trastorno de identidad asociativo: by Jorge Roussel Perla is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivatives 4.0 International License.
Based on a work at http://parafernaliablablabla.blogspot.ie/.